¿Las aves migran hacia el sur en invierno?

Mientras muchas personas creen que la mayoría, si no todas, las aves vuelan hacia el sur en invierno, una rápida observación mostrará que muchas aves se quedan incluso durante los meses más fríos. Si una ave migra hacia el sur en invierno depende principalmente de su dieta.

En lugares con inviernos fríos, ciertos tipos de alimento para aves, como el néctar e insectos, pueden no estar disponibles durante todo el año. Las aves que dependen de estos alimentos deben volar hacia el sur para encontrar sustento. Sin embargo, las aves que comen semillas o insectos que viven bajo la corteza de los árboles pueden encontrar alimento durante todo el invierno y por lo tanto permanecer en el área.

Aunque algunas aves migran instintivamente en ciertas épocas del año, los científicos creen que las aves no volarán hacia el sur sin señales ambientales específicas, como la falta de alimento. Mientras haya suficiente alimento, algunas aves retrasarán la migración o no migrarán en absoluto.

De hecho, algunos expertos creen que el uso generalizado de comederos para aves puede hacer que ciertas especies de aves dejen de migrar y se conviertan en residentes permanentes.

La Sociedad Nacional de Alimentación de Aves patrocina el Mes Nacional de Alimentación de Aves cada febrero. ¿Por qué febrero? Es uno de los meses más desafiantes para las aves silvestres para sobrevivir en los Estados Unidos.

A lo largo de febrero, la sociedad anima a las personas a proporcionar alimento, agua y refugio para ayudar a las aves silvestres a sobrevivir.

No importa dónde vivas, siempre hay aves a las que puedes alimentar. Muchas familias han descubierto que alimentar a las aves en el patio trasero puede ser un pasatiempo divertido, educativo y asequible.

Los adultos encuentran la observación de aves como una actividad relajante y tranquila. Los niños disfrutan aprendiendo sobre diferentes especies de aves y sus dietas.

Alimentar a las aves silvestres en tu patio trasero puede ser tan simple como colocar un comedero básico cerca de una ventana y llenarlo con una mezcla de semillas para aves. Las mezclas de semillas comunes generalmente incluyen una variedad de semillas como girasol negro, maíz partido, corazones de girasol, cardo, girasol rayado, mijo rojo, cártamo, mijo blanco y cacahuetes enteros.

A medida que aprendas más sobre las aves en tu área, puedes agregar más comederos y probar diferentes tipos de semillas para atraer nuevas aves a tu patio.

Más de 55 millones de adultos en los Estados Unidos alimentan aves alrededor de sus hogares, convirtiendo la alimentación de aves en el segundo pasatiempo más popular del país después de la jardinería.

Inténtalo y pronto descubrirás que alimentar a las aves no es solo para las aves. Tu familia también se beneficiará de la belleza y los sonidos de la naturaleza en tu propio patio trasero.

¡Inténtalo!

¿Estás listo para alimentar algunas aves? Asegúrate de explorar las siguientes actividades con un amigo o miembro de la familia:

La alimentación de aves puede ser un pasatiempo económico. En lugar de buscar su propia comida, las aves prefieren comer de comederos. Puedes probar algunas ideas asequibles y divertidas para crear tus propios comederos de aves en tu patio trasero. Estas incluyen hacer un comedero de aves usando una taza de papel, hacer un comedero de cereales o crear un comedero de aves a partir de una botella de plástico.

Si necesitas más orientación, puedes ver un tutorial en video en línea sobre cómo hacer un comedero de aves con una piña. Es fascinante reutilizar una parte de un árbol en un comedero que complacerá a las aves en tu jardín.

Para beneficiar realmente a tus amigos emplumados, proporciónales una fuente de agua para beber y bañarse. Puedes comprar un baño para pájaros en una tienda de artículos para el hogar local o hacer un baño para pájaros casero. ¡Disfruta siendo creativo!

Para obtener más información, puedes visitar las siguientes fuentes:

– http://tuftsjournal.tufts.edu/2008/03/profesor/01/

– http://www.backyardnature.net/birdmgrt.htm

PREGUNTAS FRECUENTES

1. ¿Vuelan todas las aves hacia el sur en invierno?

No, no todas las aves vuelan hacia el sur en invierno. Si bien es cierto que muchas especies de aves migran a regiones más cálidas durante los meses más fríos, también hay algunas especies de aves que permanecen en sus hábitats durante todo el año. Estas aves se han adaptado para sobrevivir en climas más fríos y pueden encontrar suficientes fuentes de alimento incluso durante el invierno. Ejemplos de aves no migratorias incluyen los pájaros carpinteros, los carboneros y los cardenales. La migración es un comportamiento que ha evolucionado en las aves como respuesta a los cambios de estación y los recursos limitados, pero no es una característica universal entre todas las especies de aves.

2. ¿Por qué algunas aves vuelan hacia el sur en invierno?

Algunas aves vuelan hacia el sur en invierno como estrategia de supervivencia. La razón principal de este comportamiento es la escasez de alimento y las duras condiciones climáticas en sus hábitats de reproducción durante los meses de invierno. Al volar a regiones más cálidas con fuentes de alimento más abundantes, estas aves pueden asegurar su supervivencia y aumentar sus posibilidades de reproducirse con éxito en la primavera siguiente. La migración es desencadenada por cambios en la luz del día, los patrones climáticos y la disponibilidad de alimento. Es un comportamiento instintivo que se ha desarrollado a lo largo de miles de años y permite a las aves adaptarse a las cambiantes condiciones ambientales.

3. ¿Cómo saben las aves hacia dónde volar durante la migración?

Las aves se orientan durante la migración utilizando una combinación de habilidades innatas y señales ambientales. Poseen una brújula interna que les ayuda a determinar la dirección, y también se basan en puntos de referencia visuales, como costas, ríos y montañas, para guiarse. Además, las aves pueden percibir el campo magnético de la Tierra y utilizarlo como herramienta de navegación. Pueden detectar sutiles variaciones en la intensidad y la inclinación magnética, lo que les permite orientarse en la dirección correcta. Algunas especies de aves también aprenden las rutas de migración de sus padres o miembros de su grupo. Es un fenómeno fascinante que los científicos todavía están estudiando para comprender completamente.

4. ¿Qué tan lejos vuelan las aves durante la migración?

La distancia que vuelan las aves durante la migración varía mucho dependiendo de la especie. Algunas aves realizan migraciones relativamente cortas de unos cientos de millas, mientras que otras viajan miles de millas. Por ejemplo, la golondrina ártica ostenta el récord de la migración más larga entre las aves, volando desde sus áreas de reproducción en el Ártico hasta sus áreas de invernada en la Antártida, cubriendo una distancia de aproximadamente 44,000 millas en total. Otros migrantes de larga distancia incluyen el zarapito trinador, que vuela hasta 7,000 millas sin parar, y el colibrí de garganta rubí, que cruza el Golfo de México durante su migración. La capacidad de las aves para cubrir distancias tan vastas es realmente notable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *