¿Qué es el compost?

Cuando piensas en basura, ¿qué te viene a la mente? ¿Un cubo de basura maloliente y desagradable? ¿Una tarea que hay que hacer todas las semanas? ¿Basura que destruye la belleza del mundo que te rodea?

Todas estas cosas pueden ser ciertas. Sin embargo, ¿sabías que la basura también puede tener sus usos? ¡Es verdad! Ciertos tipos de basura se pueden transformar en algo que tu jardín beneficiará enormemente. En los Estados Unidos, aproximadamente el 30% de toda la basura consiste en residuos de alimentos y jardín. Los vertederos están llenos de objetos como posos de café, cáscaras de naranja, cáscaras de huevo y mucho más. Una gran parte de estos desechos se pueden reutilizar para algo increíblemente útil.

El compostaje es un excelente método para reciclar estos tipos de desechos. Es un proceso que depende de organismos microscópicos para descomponer materiales orgánicos, transformándolos en un suelo rico en nutrientes llamado compost.

Puedes pensar en el compostaje como un ciclo de vida natural de la materia orgánica. Crecen, mueren y se descomponen. Luego, se convierten en nuevo suelo que nutre a otros seres vivos. Pequeños microorganismos y lombrices de tierra ayudan a acelerar este proceso al consumir algunos de los materiales orgánicos.

El compostaje es un proceso natural. Sin embargo, puedes fomentarlo y facilitarlo creando montones de compost en tu jardín. También puedes optar por construir o comprar recipientes de compost para usar. Para crear las condiciones ideales para el compostaje, necesitarás desechos orgánicos, tierra, agua y aire.

La tierra proporciona los microorganismos que descompondrán los desechos orgánicos. El aire suministra oxígeno, mientras que el agua ayuda a acelerar el proceso. Los desechos orgánicos pueden tener diversas formas, como frutas y posos de café. Incluso las hojas y los recortes de césped se pueden compostar. Las verduras y las cáscaras de huevo también son excelentes adiciones.

Para comenzar un montón de compost, necesitas una mezcla de carbono y nitrógeno. El carbono se encuentra en materiales orgánicos como hojas, paja y sustancias leñosas. El nitrógeno se puede obtener a partir de residuos de frutas y verduras, recortes de césped y posos de café. Un montón de compost saludable consiste aproximadamente en una cuarta parte de nitrógeno y tres cuartas partes de carbono.

A medida que los microorganismos descomponen estos materiales, liberan dióxido de carbono y calor. ¡Un montón de compost bien mantenido se calentará mucho, con temperaturas que alcanzan hasta 100-150° F!

Es importante mantener activo el proceso de compostaje. Para hacerlo, gira y riega regularmente el montón. Esto asegura que el oxígeno necesario se distribuya por todo el montón.

Puedes compostar una amplia gama de artículos. Sin embargo, hay ciertas cosas que no se deben incluir en un montón de compost. Los productos cárnicos y lácteos contienen una gran cantidad de grasa, lo que puede hacer que el montón de compost emita olores desagradables. Además, es mejor evitar agregar desechos humanos y animales, ya que pueden portar enfermedades y parásitos.

¿Estás listo para comenzar tu propio montón de compost? Pide ayuda a un amigo o miembro de la familia para encontrar la ubicación perfecta. Luego, reúne todos los desechos orgánicos que puedas encontrar. ¡Antes de que te des cuenta, tendrás compost que ayudará a nutrir tus flores, verduras y cualquier otra cosa que decidas plantar!

Pruébalo

¡Realiza estas actividades con la guía de un amigo adulto o miembro de la familia!

  • ¿Usas algún objeto a diario que podría ser compostado en lugar de ser tirado a la basura? Haz una lista de lo que podría ir en una pila de compost. Después de una semana, comparte tu lista con alguien que conozcas. ¿Pueden pensar en algo más para añadir?
  • Si estás listo/a para empezar a hacer compost en casa, el primer paso es obtener permiso y probablemente un poco de ayuda de un adulto. Si no están seguros/as sobre el compostaje, muéstrales el Wonder of the Day de hoy y explícales lo amigable que es con el medio ambiente. Luego, pueden seguir juntos/as estas instrucciones para comenzar.
  • ¿Sigues curioso/a sobre por qué el compost es beneficioso para un jardín? Lee más sobre el compostaje y la jardinería. Después, comparte lo que has aprendido con un amigo o un miembro de la familia.

PREGUNTAS FRECUENTES

1. ¿Qué es el compost?

El compost es un material natural y orgánico que se forma a través del proceso de descomposición de residuos orgánicos. Se utiliza comúnmente como fertilizante y enmienda del suelo en la jardinería y la agricultura. El compostaje implica la descomposición de la materia orgánica, como hojas, recortes de césped, restos de comida y otros materiales vegetales, por microorganismos. Este proceso de descomposición resulta en la creación de un compost rico en nutrientes, que puede mejorar la estructura del suelo, retener la humedad y proporcionar nutrientes esenciales para el crecimiento de las plantas.

2. ¿Cómo se hace el compost?

El compost se hace a través de un proceso llamado compostaje. Implica combinar materiales de desecho orgánico en las proporciones adecuadas y proporcionar las condiciones ideales para la descomposición. Los ingredientes clave para hacer compost incluyen materiales verdes (como recortes de césped frescos y restos de cocina) y materiales marrones (como hojas secas y virutas de madera). Estos materiales deben mezclarse y mantenerse húmedos. El proceso de descomposición es facilitado por microorganismos, como bacterias y hongos, que descomponen la materia orgánica en partículas más pequeñas. Girar o mezclar regularmente la pila de compost ayuda a airearla y acelerar el proceso de descomposición.

3. ¿Cuáles son los beneficios de usar compost?

El uso de compost tiene numerosos beneficios tanto para el medio ambiente como para las plantas. El compost enriquece el suelo al agregar materia orgánica, lo cual mejora la estructura del suelo y aumenta su capacidad de retener la humedad. También proporciona nutrientes esenciales para el crecimiento de las plantas, reduciendo la necesidad de fertilizantes químicos. El compost puede ayudar a suprimir enfermedades y plagas de las plantas, así como prevenir la erosión del suelo. Además, el compostaje ayuda a desviar los residuos orgánicos de los vertederos, reduciendo las emisiones de gases de efecto invernadero y contribuyendo a un sistema de gestión de residuos más sostenible.

4. ¿Cómo se puede utilizar el compost?

El compost se puede utilizar de varias formas para mejorar la calidad del suelo y promover el crecimiento de las plantas. Se puede esparcir en el jardín o césped como fertilizante natural y enmienda del suelo. El compost también se puede utilizar como mezcla para macetas en la jardinería en contenedores o como cobertura superior para plantas existentes. Al plantar nuevos árboles o arbustos, agregar compost al hoyo de plantación puede ayudar a mejorar las condiciones del suelo. Además, el compost se puede utilizar para hacer té de compost, un fertilizante líquido que se puede aplicar directamente a las plantas. En general, el compost es un recurso versátil y valioso para la jardinería y la agricultura sostenibles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *